Conocida como la Isla de los Dioses, Bali es una isla paradisíaca que tiene mucho que ofrecer a sus visitantes. Amplias plantaciones de arroz, antiguos templos, inolvidables atardeceres, arte y cultura local, danzas milenarias, atractivos paisajes, los mejores arrecifes de coral, hoteles que dejan de tener cuatro paredes para convertirse en impresionantes villas con piscina privada y vistas espectaculares, en las que se pierde la noción del espacio y del tiempo y el mundo deja de existir. Todo esto y mucho más son algunos de los atractivos más destacables de la isla.

Bali, ese destino tan de moda últimamente para los recién casados, también es conocido por ser uno de los lugares preferidos por los amantes del surf y otros deportes acuáticos

 

 

¿Estas vacaciones tienes planeado viajar a Bali para olvidarte del bullicio y prisas de la ciudad o el destino para tu viaje de luna de miel? Si todavía no tienes un itinerario organizado aquí tienes algunas recomendaciones y actividades que podrás realizar en una de las islas más fascinantes del mundo. Esta isla acoge a todo tipo de visitantes tanto a aquellos que buscan absoluta diversión y aventura como a los que buscan un viaje de relax en un entorno paradisíaco. ¿Lo mejor de Bali? Su opción de turismo para todos los gustos y edades, es uno de esos lugares en los que disfrutar tanto como se desee. Te descubrimos todos los tesoros que esconde tanto en su superficie como bajo las olas del mar con magníficos arrecifes llenos de vida. 

 

1. Surf

Con este deporte llegó el turismo, el favorito de la isla. Una sensación que no podrás irte sin probar.  Bali cuenta con una gran colección de zonas dedicadas al surfsobre todo alrededor de las costas del sur y la península de Bukit donde disfrutarás de barreras de coral, lagunas y condiciones variables que crean grandes olas, perfectas tanto para los surfistas veteranos como novatos.

 

 

2. Snorkel o submarinismo

Bali ofrece espectaculares y vibrantes escenas bajo el agua por lo que goza con excelentes puntos de buceo. En sus cálidas aguas, con abundantes y extensos arrecifes de coral, encontrarás una activa vida marina habitada por tiburones, tortugas, mantarrayas, entre otros. Te recomendamos que visites Nusa Lembongan, Sanur, Amed, Gili Tepekong, Menjangan Island y Tulamben son algunos de los mejores puntos de buceo. Si por el contrario prefieres no mojarte, entonces será mejor que escojas un safari submarino. 

 

 

3. Waterbom Bali

Ahora toca un buen chapuzón en el principal parque acuático de Bali, Waterbom. Cuenta con más de 17 emocionantes atracciones, toboganes y juegos de agua para todas las edades, repartidas en 3,8 hectáreas. Los jardines están llenos de instalaciones de ocio situados alrededor de sus toboganes y piscinas, con exuberantes jardines tropicales que proporcionan abundante sombra para descansar mientras los más pequeños disfrutan del agua. 

 

 

4. Rafting por el río Ayung

Siendo el río más largo y grande de la isla no es de extrañar que con él se diese inicio a este emocionante pasatiempo con el que os refrescaréis bajo una cascada o saltando en piscinas de agua dulce cristalinas. El panorama de esta hermosa zona, la naturaleza intacta se pone de relieve por la aparición de animales salvajes a lo largo de la ruta de rafting como grandes murciélagos, monos negros, urracas y más aves exóticas. Ubicado al noroeste del centro principal de Ubud, coge los remos y prepárate para descender el espectacular río Ayung. Recorreréis 75 km río abajo. ¿Preparados?

 

5. Sea Walks

¿Quien dijo que no se podía dar un paseo bajo el mar? Pues sí, ahora puedes disfrutar de la belleza submarina sólo con la ayuda de un casco. Sí, sí has oido bien un casco que está conectado a los tanques de oxígeno a bordo de un barco proporcionándote un flujo constante de aire para respirar bajo el agua. Y sí llevas gafas o lentillas, ¡no hace falta ni que te las quites! Permanecerás seco de la barbilla hacia arriba a lo largo de todo el recorrido. Las profundidades son de aproximádamente 7 metros, en las que pronto observarás bancos de peces de colores, arrecifes de coral y resto de vida submarina. 

 

 

La mejor manera de conocer Bali es realizar una visita por toda la isla, siguendo uno de nuestros completos tours. Su gran dosis de exotismo y belleza salvaje te cautivará. 

 

Sumérgete en Indonesia

¿Te ha gustado el Post? ¡Compártelo!

Comentarios