El Líbano es un país asiático situado en la costa oriental del Mediterráneo. Bañado por este mar, limita en sus otros extremos con Síria e Israel. Es un destino que no suele ser visitado, en gran parte, debido a los prejuicios que lo envuelven. Algunos de los motivos que dan nuestros clientes para no visitar El Líbano son la comida, la cultura musulmana, etc. Sin embargo, gran parte de estas afirmaciones surgen del desconocimiento; y por ello hoy os desmentimos en este artículo algunos de los mitos que rodean a este hermoso lugar. 

 

Mito 1. Cultura

En contra de lo que muchos de vosotros podáis pensar, la gente que habita en El Líbano suelen ser personas muy tolerantes y abiertas a hacerse entender. De hecho, aunque el árabe es su lengua oficial, también se habla inglés y francés, de manera que el viajero no tendrá ningún problema a la hora de visitar los mercados tradicionales o de interactuar con el servicio del hotel. Por si fuera poco, desde Insòlit Viatges, les acompañará una guía de habla hispana en aquellos viajes a partir de dos personas. 

 

Otro de los ítems que integran la cultura de cualquier país, es su religión. Aunque es habitual ligar el árabe como lengua a la religión musulmana, esto no siempre es así. En el caso de esta joya del Mediterráneo, no existe ninguna religión oficial. Podemos decir que en este pequeño pero diverso país, conviven cristianos, musulmanes, judíos y protestantes. 

 

 

Hombre de El Líbano.

 

Mito 2. Gastronomía

Lo cierto es que esta es una de las afirmaciones de nuestros clientes que más nos sorprende. Se suele pensar que en El Líbano se come mal o la comida es demasiado especial. Sin embargo, en nuestros viajes a este destino hemos comprobado que la cocina libanesa es más sabrosa que condimentada y rica en hierbas de todas las clases que suelen hacer las delicias de todo aquél que la prueba. De hecho, en Oriente Medio está considerada una de las mejores cocinas del mundo ya que recibe influencias de la gastronomía árabe y de la mediterránea, con gran variedad de ingredientes que componen sus recetas. 

Por todo ello, uno de los platos que no te puedes perder si decides visitar El Líbano es el hummus que consiste en un delicioso puré de garbanzos, ya conocido internacionalmente. 

 

 

Gastronomía libanesa

 

Mito 3. Paisaje 

Aunque al imaginar el Medio Oriente se suela pensar en dunas de arena y paisaje agreste, debes saber que nada más lejos de la realidad. El Líbano es un país con gran variedad geográfica, de tal manera que tanto puedes esquiar en sus montes como bañarte de su costa mediterránea. 

La palabra "Líbano" significa "blanco" y podría ser que esto se deba a sus cumbres nevadas. Una de las pistas más conocidas y demandadas por sus gentes es la de Mzaar. No obstante, a poca distancia de allí, también podrás disfrutar de sus cálidas playas con salida al Mar Mediterráneo.

 

 

Vista aérea de El Líbano.

 

Ahora ya sabéis un poco más de este desconocido y bello rincón en Oriente. Un buen país para viajar en cualquier época del año y donde se pueden visitar pintorescas poblaciones, mercados típicos, valles e incluso grutas. Consulta nuestros viajes a El Líbano:

 

Líbano: la joya del Medio Oriente 

Líbano Trekking Especial Semana Santa

Líbano Especial Semana Santa

 

¿Te ha gustado el Post? ¡Compártelo!

Comentarios